Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba

En «Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba» profundizamos en la historia del obispo Cipriano, en combinación con otro escritor, éste poeta, Prudencio.

.

© Copyright  Fernando Conde Torrens, el 11-9-2.006

.

.

.

……….Ya hemos hablado de Santa Eulalia de Mérida en este blog y recientemente. Pues bien, Mérida fue también favorecida como destinataria de otra carta del cosmopolita Cipriano. Lo dice el libro que ya conocemos

 

Cipriano de Cartago 2

Cipriano de Cartago 2

Libro editado en 1.999 por parte del Consejo Superior de Investigaciones Científicas

 ……….

……….En su página 181 da noticias de dicha carta y de su papel en la historia del cristianismo de Mérida. De paso, se refiere a otras dos cartas de Cipriano, la dirigida a León-Astorga, citada en el artículo anterior y otra a Arles. Dice asi.

……….«En Arlés, «la pequeña Roma de las Galias», … la configuran como el centro neurálgico del cristianismo en la región con la presencia de un obispo ya en el siglo III, al que escribe Cipriano de Cartago una carta del mismo modo que sucedió con los obispos de Mérida y Leon-Astorga (Benoit, 1.954)

……….Con excepción de esta carta de Cipriano de Cartago al obispo de Mérida, que tan solo sugiere la existencia de una comunidad de cristianos en la ciudad el año 254, los primeros datos del cristianismo emeritense nos lo aporta la figura de  la mártir Eulalia, ejecutada en los primeros años de la cuarta centuria durante la persecución de Diocleciano y Maximiano Hercúleo.

……….El martirio de santa Eulalia propició las escasas fuentes que nos introducen en el estudio del primer cristianismo en la ciudad. Prudencio, en el Peristefanon, escrito a finales del s. IV o comienzos del siglo V, nos narra la vida y la muerte de la joven y nos describe su tumulus en el himno III.»

……….Es decir, que al igual que pasaba con Galicia y su vecina León-Astorga, la única «prueba» de que hubo cristianismo en Extremadura antes de Nicea lo constituye otra famosa carta del mismo remitente. ¿La huella siguiente? El escrito de Prudencio hacia el año 400, 5 años arriba o abajo. En él se da noticias de que hubo una mártir en la ciudad hacía ya unos 100 años. De modo que podría decirse que todas las noticias que tenemos del cristianismo de Mérida vienen de escritos que nacen a muchos cientos de kilómetros. Y esas afortunadas cartas de Cipriano son la ÚNICA pieza que documenta cristianismo en dos regiones hispanas. 

……….¿Cuándo aparecen pruebas locales, ineludibles, irrefutables, de cristianismo emeritense? Lo dice el libro que leemos, en la misma página 181.

……….«En Mérida, arqueológicamente, sólo se han documentado dos epígrafes (lápidas grabadas) cristianos fechados a finales del siglo IV. Uno de ellos es funerario y está fechado en el 380; el otro, del año 388, algunos autores lo relacionan con la construcción de la catedral en el último cuarto de siglo. Se trata de una inscripción que siempre se había considerado de carácter funerario, en la que, además de la fecha – año 388 – únicamente aparece un crismón.»

……….Podría pensar el lector que haya leído atentamente la cita anterior a la anterior, «pero si describe el tumulus de la mártir, puede saberse si los restos arqueológicos coinciden en algún detalle y eso demostraría que estuvo en Mérida viéndolo». Buena observación. Sí que está disponible la descripción del tumulus, la tumba de la mártir, en el segundo libro sobre Arqueología en Mérida de que dispongo. Viene en latín, que se lo perdono al lector, y luego la traducción, que copio acto seguido, pág. 128 :

……….. Cipriano de Cartago 2

……….Hoy Emerita posee su tumba,

……….la ilustra colonia de los vetones,

……….regada por el Anas, de nombre glorioso,

……….costeando las hermosas murallas 

……….con sus verdes torbellinos. 

……….Aquí, donde el brillo de relucientes mármoles,

……….traídos de fuera y del propio suelo,

……….llena de esplendor su templo santo,

……….el suelo venerable guarda en su seno

……….sus reliquias y sagradas cenizas.

……….Los techos relucientes brillan además,

……….al rojo vivo desde los artesonados dorados, 

……….los mosaicos llenan de colorido el pavimento,

……….de suerte que podrías considerarlos prados de rosas

……….encendidos entre múltiple variedad de flores …

……….Así nos gusta venerar sus huesos

……….y el altar que se ha levantado sobre ellos.

.. Cipriano de Cartago 2

                (Trad. de Alfonso Ortega e Isidoro Rodríguez en A. Prudencio Obras completas. BAC, Madrid 1981).

.. Cipriano de Cartago 2

……….La descripción, como el lector agudo ha ya percibido, bien pudo hacerse desde Calgurris (Calahorra) y desde más lejos incluso. Los detalles que da Prudencio de cómo son las cosas allá por Emérita Augusta (Mérida) aluden a que:

……….a Emerita la riega el río Anas (Guadiana en castellano), lo que se sabía sin más que tener un mapa; 

……….que Emerita tiene murallas, que las tenían todas las ciudades que no fueran simples villorrios; 

……….que el río forma verdes torbellinos a su paso, como es obligación de todo río que se precie de tal;

……….que había mármoles en la tumba, como en toda tumba de persona importante, incluso hoy en día;

……….que había artesonados en el techo, como lugar construido con decoro y cierto lujo;

……….que había mosaicos en el suelo, como era obligado en toda habitación, casa o villa, salvo en los establos;

……….que había un altar sobre la tumba, cosa habitual en lugares similares en pleno año 400, cuando ya San Ambrosio el año 380 había instituido la manera de honrar a mártires improvisados. 

……….De manera que sigue en pie la posibilidad de que, en efecto, Prudencio desde Calagurris, con otro río que creaba verdes remolinos a la vera de sus murallas, se haya inventado lo del tumulus. Pero claro, nos dirán los creyentes, el que se haya inventado lo del tumulus no significa que la historia completa sea inventada y que santa Eulalia sea una santa virtual o de celuloide. 

……….Y ¿cómo podremos convencerles de tal cosa? La repuesta tal vez sea «¿E importa?»

……….El próximo día, tercer caso de influencia ciprianesca, esta vez a un autor no pío, sino mundano.

……….. Cipriano de Cartago 2

Siguiente artículo: Cipriano de Cartago 3.

……….. Cipriano de Cartago 2

……….Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «Año 303. Inventan el Cristianismo», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En  http://sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

. Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba

. Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba

. Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba  . Cipriano de Cartago 2 Mérida y una tumba

……….

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *