Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso, un desastre de batalla

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso, con desorden y descontrol en ambos bandos. Ello no impidió que hubiera vencedores y vencidos, pero … ¡ay de los vencidos!

.

© Copyright  Fernando Conde Torrens, el miércoles 25-12-2.013

.

.

.

          En el anterior artículo hemos visto cómo Julio César se dispone a atacar las fortificaciones que Escipión estaba haciendo para cortar sus accesos. Escipión forma a su gente para impedirlo y los dos ejércitos se ven, por fin, frente a frente. César tiene un ataque de epilepsia en el momento más inoportuno, al inicio de la batalla, y su médico lo retira inconsciente.

        Mientras tanto, en el campo de batalla, la furia de los legionarios, su seguridad en el triunfo, su desprecio del enemigo y la experiencia de los veteranos, iban a suplir la dirección del Comandante ausente. Los arqueros y honderos centraron sus bolas de plomo y sus flechas en los 30 elefantes que tenían enfrente en cada ala. Despreciando el peligro, jinetes e infantes rodearon a los elefantes, algo adelantados del resto de legionarios enemigos, y clavaron sus lanzas en el vientre de algunos animales. Éstos lanzaron al aire el más espantoso de los barritos y, ciegos de dolor, trataron de dar media vuelta y volver a lugar seguro, al que su instinto les guiaba, al campamento propio. Otros, también heridos, les imitaron. El desorden se extendió en la parte posterior de las alas de Escipión.

.

Grabado sobre la batalla de Tapso

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

(Fuente: Comentarios de César. Conde Turpin de Crissé. Amsterdam, Leide, Rotterdam y Utrech. 1.787)

.

            En el centro de la formación, ambas huestes había llegado al contacto y se luchaba al modo romano, las primeras filas de cada cohorte. Alguien ajeno a la batalla que juzgara lo que allí pasaba opinaría que uno de los bandos estaba fuera de sus casillas. Los legionarios de César parecían locos. Se movían con una velocidad y firmeza increíbles y gritaban con fuerza cada vez que clavaban su gladium en el vientre o en el cuello del contrario. La misma furia loca animaba a los jinetes, que arrollaron a la caballería que les hacia frente, aun siendo más numerosa, pero menos decidida. Al ver que varios elefantes huían hacia el campamento enemigo, numerosos jinetes de César les siguieron, aguijoneándoles con sus lanzas en las patas traseras y el costado lateral. Apenas podían sus conductores mantener el control del animal.

.

Formación romana. A: En marcha, antes de ver al enemigo. B: Frente al enemigo

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

(Fuente: Historia de la Humanidad. Tomo 10, Roma Republicana. J.M.Roldán et alia. Arlanza Ediciones, 2.000)

.

            No se supo si para ayudar a sus compañeros en el campo de batalla – aunque tal hecho parece dudoso – o para escapar del asedio, la guarnición de Thapsus salió por la puerta de la ciudad que daba la mar y, metiéndose en agua hasta la cintura, trataron de llegar a tierra firme. Pero para ello debían pasar por las fortificaciones construidas por César, que estaban guardadas por los soldados designados y por los ayudantes y esclavos de los combatientes. Éstos les impidieron cruzar entre las fortificaciones arrojándoles venablos, piedras y flechas.

.

La provincia romana de África al inicio

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

(Fuente: Historia del Mundo Antiguo. Ediciones AKAL, S.A. Tomo 41. F. Marco Simón. 1.990)

.

            La lucha se generalizó. Las Legiones enfrentadas luchaban con pericia y experiencia. El campo se cuajó de cadáveres y de heridos que se movían lentamente tratando de evitar ser pisoteados por sus compañeros o por el enemigo. No se remataba aún a los caídos, por no saber de qué bando eran. La presión de las Legiones de César hizo finalmente retroceder a las de Escipión, si bien cada cohorte se defendía con mejor o peor suerte.

            Las tropas de Juba no habían entrado aún en combate, estando como estaban en la tercera fila de la formación. Escipión se sintió incapaz de organizar una manera de resistir el empuje de las tropas de César. Sólo pudo contemplar cómo sus hombres perdían cada vez más terreno. Temió que de un momento a otro iba a romperse la formación de su centro. Trató de enviar un oficial de enlace al rey Juba, ordenándole que avanzara con sus Legiones. Pero no veía enlace alguno detrás de él, ni a su lado. El desconcierto se había apoderado de los suyos.

.

El Imperio romano en tiempos de Trajano, realmente

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

(Fuente: Storia d´Italia. Parte Prima. Antonio Bonardi. G.B.Paravia & C. Torino, Milano, Firenze, Roma, Napoli, Palermo, circa 1.910)

.

            Decidió retroceder y llegarse hasta la tercera fila para contactar con Juba y decirle lo necesario que eran sus soldados en primera fila de la formación. Cabalgó hacia su retaguardia y cuando llegó al lugar donde había dejado formadas las Legiones de Juba vio que éstas se estaban retirando a la carrera y estaban entrando ya en su campamento.

            En ese momento Escipión supo que todo estaba perdido. No pasó por su campamento para recoger los enseres más necesarios para la huída. Ya se arreglaría con lo que llevaba sobre el caballo. Útica no estaba lejos y nadie saldría en su persecución en un par de días, tiempo más que suficiente para llegar a la capital. Confiaba llegar a Útica y hacerse fuerte tras sus murallas. O partir en una nave rumbo a Hispania. Todo menos dejarse coger por César.

            Escipión no pensó en ello en ese momento, pero su vergonzosa fuga, abandonando a sus hombres, que aún luchaban en el campo de batalla, pasaría a la Historia, mancharía el recuerdo de sus ilustres ancestros y llenaría de amargura a toda la familia Escipión.

.

Enlace con el próximo día: Egipto antiguo 160. Consecuencias de la batalla de Thapso.

.

        Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En http://sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

.

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso  Egipto Antiguo 159 La batalla de Thapso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *