Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

© Copyright  Fernando Conde Torrens, el 31-3-2.008

.

.

.

……….Entramos en el Renacimiento. Todo el mundo sabe que el Renacimiento fue un vasto movimiento iniciado a mediados del siglo XV cuyo centro geométrico fue Italia. Italia estaba dividida en múltiples repúblicas y ducados y había conservado más que ningún otro lugar el recuerdo del brillante pasado romano. De ahí que la reacción a la mentalidad medieval sea ese retomar parte del pasado esplendor y recrearlo. La gran cantidad de pequeños reinos, cada uno con un mandamás, hizo que se pudieran multiplicar las construcciones monumentales, donde cada duque o jefe de la república intentaba dejar constancia del esplendor de su reino, o ducado.

……….

El Renacimiento en Italia (A. Chastel, Le Grand Atelier d´Italie, 1.965)

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

(Fuente: El Gran Arte. Arquitectura. Renacimiento I. Salvat, 1.987.)

 ……….

……….Vamos a ocuparnos de varios aspectos curiosos, siempre sin perder de vista nuestra Pintura y nuestros techos. Empecemos por un proyecto típico, una construcción que se empezó en 1.518, proyectada por Rafael al final de su vida. El proyecto completo era quizás demasiado ambicioso y sólo se construyó la parte con fondo blanco del plano inferior. El arquitecto que lo construyó fue Giulio Romano, discípulo suyo.

……….Veamos cómo se recreó la vivienda que Plinio el Joven tuvo en Laurentium. Realmente, sólo se edificó una parte menor del suntuoso complejo que era la villa de Plinio. Los renacentistas italianos contaban aún con multitud de piezas del mosaico imperial romano. En las decoraciones de villas romanas se inspiraron para inventarse decorados parecidos a los que vimos cuando tratamos de Pompeya. Pero eso lo veremos en la vista del interior. De momento, veamos media casa de Plinio, gobernador del Ponto, diría. Es famoso por sus Cartas, que, con una referencia providencial a los cristianos en pleno siglo II, se nos han conservado maravillosamente de entre toda la correspondencia imperial, con sus miles de gobernadores de todos los tiempos; pero ya desvarío …

 ……….

Villa Madama (exterior y planta) Roma

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

(Fuente: El Gran Arte. Arquitectura. Renacimiento I. Salvat, 1.987.)

 ……….

……….Por la puerta del patio (12) se entra a los apartamentos (2, en blanco). La decoración interior es típicamente romana, como veremos enseguida. En el techo de la bóveda, divisiones del mismo para conseguir pequeños cuadros, posiblemente realizados al fresco. En los arcos de las jambas, artesonados con bajorrelieves de estatuas y pórticos. Los italianos denominan grutas a todos los restos o ruinas romanas. Por ejemplo, a los restos de la villa-palacio de Catulo los llaman «las grutas de Catulo». Así que a los adornos obtenidos de ruinas romanas, los llaman «grutescos». En ellos, festones de acanto romanos se entrelazan con aves y flores, todo ellos, como los adornos de las jambas, decorado en estuco.

 ……….

Villa Madama (interior). Roma

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

(Fuente: El Gran Arte. Arquitectura. Renacimiento I. Salvat, 1.987.)

 ……….

        Veamos ahora una pintura del estilo de las que se prodigaron en el Renacimiento primero. Recordará el lector que Miguel Ángel era un gran dibujante. El autor de la decoración que vamos a ver, el mismo Giulio Romano que hiciera Villa Madama, decoró también esta sala. Nótese la forma de dibujar, similar a la de Miguel Ángel y cómo los gigantes con gesto feroz de la parte inferior son arquetipos.

……….Veremos el próximo día que los Pintores renacentistas se sirvieron de la perspectiva para lograr ciertos efectos ópticos curiosos. El que aquí consiguió Romano es deshacer por completo la divisoria entre paredes y techo. No hay paredes y techo, sólo hay tierra y cielo. Note el lector que en el suelo, mosaico.

 ……….

Palacio del Té (sala de los Gigantes). Mantua, Italia

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

(Fuente: El Gran Arte en la Arquitectura. Introducción a la Arquitectura. Editorial Salvat, 1.992.)

 ……….

……….En esta otra sala la decoración es menos dinámica. Hay una perfecta síntesis entre Arquitectura y Pintura: Las escenas quedan divididas por esas ménsulas que coronan las inexistentes columnas y los lunetos sirven de marcos para otros cuadros, mientras la gran composición del banquete aprovecha el espacio entre las puertas y las ménsulas. Nótese cómo el dibujo es menos atormentado que el anterior.

 ……….

Palacio del Té (sala de Psique). Mantua, Italia

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

(Fuente: El Gran Arte. Arquitectura. Renacimiento II. Salvat, 1.987.)

……….

……….En el siguiente artículo veremos cómo los Pintores renacentistas engañaban el ojo del espectador, incluso el avezado ojo del lector del siglo XXI.

……….

……….

……….Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En www.sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

……….

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116 

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116 

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116  Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116 

Techos 4 El Renacimiento en Italia La Pintura 116

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *