Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

.

.

.

Tertulia sobre si Tácito es prueba

 

      Sebastián Romero Hace 7 minutos    Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

.

……….   Pregunta…si lo que cuenta este hombre es verdad, es decir que el Cristianismo se inventó en el siglo IV, ¿cómo se explica el hecho que Tácito haga referencia a los CRISTIANOS en los «Anales» escrito en el siglo II???

.

.

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

 

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

.

Tertulia sobre si Tácito es prueba

 

Fernando Conde Torrens   Hace 1 segundo   Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

.

……….   Bueno, lo que conocemos es lo que ha llegado a nosotros, no lo que Tácito escribió en persona. En la Antigüedad eran usuales las interpolaciones. Una interpolación es añadir un pasaje o párrafo falso en una obra auténtica, diciendo lo que nosotros queremos que diga, algo que no estaba en el escrito original. Las interpolaciones se pueden deducir, retirando ese párrafo y comprobando que el texto tiene más sentido sin él que añadiéndolo.

……….  

……….   Hay en la literatura romana 4 pasajes no cristianos que hablan de cristianos de manera clara: Los de Tácito, Suetonio, Flavio Josefo y Plinio el Joven. Había dos escritores autores de la falsificación: Eusebio de Cesarea y Lactancio. El primero firmaba con el acróstico «SIMON» todo lo que escribía del Cristianismo.

……….  

……….   El pasaje de Flavio Josefo sobre Jesucristo y la Carta de Plinio a Trajano hablando de cristianos vienen en las páginas 520 y 526 del libro «Año 303», ambos con el acróstico «SIMON», que denota que es de Eusebio de Cesarea. Los otros dos, más cortos, previsiblemente fueron obra de Lactancio, ya que se dividían a medias el trabajo a realizar.

……….  

……….   Hay 14 pasajes del Nuevo Testamento con «SIMON» en el libro citado y 17 más en enlaces ofrecidos desde el libro. Vea una interpolación en la Carta de Santiago, hecha por Eusebio de Cesarea y con el acróstico de «SIMON», en el enlace que viene. Interpolaciones varias en la Parte 2. Acróstico de «SIMON» en la Parte 3:

.

https://www.bibliotecapleyades.net/biblianazar/esp_biblianazar_100.htm

……….  

……….   La demostración completa, en el libro, claro. Estos 5 artículos son sólo una muestra. Si el tema le interesa de verdad, lea el libro. Allá lo tiene todo, probado con pruebas que NADIE en 3´5 años ha podido rebatir, ni siquiera entrar a discutir. Sea Vd. el primero, me gustaría …

……….  

Acróstico múltiple en rojo, de Porfirio, mencionado en el comentario.

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

……….  

……….  

Tertulia sobre si Tácito es prueb o no  Tertulia sobre si Tácito es prueba o no  Tertulia sobre si Tácito es prueba o no  Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

Tertulia sobre si Tácito es prueba o no Tertulia sobre si Tácito es prueba o no  Tertulia sobre si Tácito es prueb o noa  Tertulia sobre si Tácito es prueba o no

as  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñas  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñas  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñ

as  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñ  as  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñ as  df g h j kl ña s d f g h j kl ñ a s d f g h j k l ñ

14 comentarios en “Tertulia sobre si Tácito es prueba o no”

  1. Manuel dice:

    Yo siempre entendí que “Simon”, o creí entender, era una especie de señal que usaba Eusebio de Cesárea cuando quería dar a entender que era falso lo escrito.
    Cuanto hay de cierto?

    1. Fernando Conde Torrens dice:

      Así es. Lo que pasa es que en un principio yo quise traducir «SIMON» con una palabra de 5 letras, como «Falso». En esencia es el mensaje. Pero en griego incluye algo más, una clara alusión a burla, a desprecio incluso. Es decir, no es denunciar como «falso» solamente, dicho con ecuanimidad y respeto al que defiende ese punto de vista, sino añadir un matiz de mofa, befa y escarnio, que se decía antes. De sentido del ridículo, de ser despreciable.

      Vamos al origen. El verbo «simow» tiene varias acepciones. Una de ellas es «nariz plana», «poner a alguien con la nariz plana». Y eso se logra de otro cuando le hacemos reír. Cuando nos reímos a carcajadas, echanmos el rostro hacia atrás, nos llevamos las manos a la barriga y ponemos la parte superior de la nariz horizontal, plana. Por eso tiene también ese verbo las acepciones de «ridiculizar», «escarnecer», «reírse», «mofarse», «burlarse». En el diccionario original, to mock, to deride, jeer or satirise. (GREEK AND ENGLISH LEXICON. JAMES DONNEGAN, M.D. LONDON. 1.846. PÁGINA 1.395).

      Ha habido censura a esta acepción y se ha sustituido por «chato», «nariz plana». Porque así se pierde la acepcion buslesca. Han estado a todo, lo que muestra que conocian las firmas de «SIMON» de Eusebio. Los diccionarios continentales evitan las acepciones burlescas que ofrecen los diccionarios anglosajones, no sometidos a la órbita romana.

      Ahora ya lo sabes todo sobre «SIMON», Manuel.

  2. Fede dice:

    Parece que el sabio quería burlarse primeramente de la loca teología de Lactancio. El Evangelio de Juan demuestra que puede haber un mejor personaje, de hecho el Jesús de Eusebio es diferente, sin duda.

    Pero además de esto de «simow», que es concluyente como prueba, hay numerosas pruebas de intuición a pesar de que no tengan esa precisión.

    Por ejemplo, es inconcebible que recién en el último Evangelio a Jesús le den un Lanzazo. Es digno de risa, estimado. En los otros Evangelios, vamos, Jesús podría haber sobrevivido, luego de unas horas de tormento.

    Los otros dos que aparecen en la cruz, sin sorteo de Pilatos, abrubtamente, ¿cómo llegaron allí? ¿Por el otro lado del Gólgota? ¿Estaban de antes? Y oh casualidad, son al fin tres crucificados, como los tres que vio Josefo.

    Las dos genealogias de Jesús, diferentes en número y nombres, absurdo!! Esto fue «explicado»… por el propio Eusebio!! De una forma inverosímil, más «simow».

    Vale decir, el sabio hizo lo posible para que lo mismo estudiosos del texto en su estructura o por su significado pudieran descubrir que todo aquello era un invento, un «Principito» del siglo IV. Lo hizo demostrando superioridad intelectual respecto a Lactancio, y pasando obviamente el filtro de Constantino.

    Agrego que personajes como Jerónimo, bien supieron de este juego y aprovecharon para agregar «perlas teológicas» a la teología de las novelas iniciales. La doctrina Mariana, que viene a dulcificar a un Dios bastante áspero, y darle una faceta maternal, cuasi divina, es un ejemplo.

  3. Fernando Conde Torrens dice:

    Quería dejar claro al lector que aquello no tenía ni pies, ni cabeza; que era algo impropio del tiempo en el que estaban, el siglo IV, cuando desde hacía ya setecientos años estaba expandiéndose por Grecia y el Imperio romano una doctrina mucho más elevada y auténtica, de la que había Escuelas en muchos sitios.

    Esas incongurencias que mencionas son otros tantos indicios de que la historia tenía poca consistencia. No obstante, no fueron obstáculo para que se propagara y, con el apoyo imperial, ganara todo el Imperio en unas pocas décadas. Los Santos Padrs, como Jerónimo, vieron la jugada y apostaron por el caballo ganador. Y usaron su cultura para adobar mejor el invento cristiano. Incluso tacharon a Lactancio de burdo y borde, ya que ellos eran menos pueblerinos que el promotor. Y luego llegó la Edad Media.

    La Historia la escriben siempre así, Fede, los vencedores, que son los más brutos, los más desalmados.

  4. Fede dice:

    Así es, estimado.

  5. Juan. dice:

    ¿Puede hablarnos sobre el concilio de Éfeso y la elevación de María a nueva divinidad?, ¿Que había tras de esto?…

    Saludos Sr. Conde.

  6. Fernando Conde Torrens dice:

    No, Juan, no puedo hablarle del Concilio de Éfeso, porque no lo he estudiado. He analizado con detenimiento lo ocurrido hasta la muerte de Constantino y de Eusebio de Cesarea. Luego me he dado vacaciones. Lo demás no me interesaba ya de cara al libro. De todas formas, María no fue una nueva divinidad, ni mucho menos; «Medianera de todas las gracias» se decía siendo yo pequeño. Y eso no es divinidad.

  7. Fede dice:

    Desde luego no podía ser de naturaleza divina por el estamento patriarcal de los dioses masculinos, el padre y el hijo, y el espíritu. Perooo… No sé si al fin en la piedad popular no resultó bastante cerca de la divinización.

  8. Sí, a la piedad popular le cae más cercana una persona de carne y hueso, nacida de padres normales, que es mujer y que es madre. Era lo que faltaba en el panorama emocional del Cristianismo. Ya iba a gustar al 50% de la población cristiana, y a los niños se les educó en el amor a la Virgen, con lo que de mayores mantendrían el afecto. En todas las religiones antiguas había diosas, pero la misoginia de Lactancio, para el que las mujeres eran sólo ocasión de lascivia y de pecado , le hizo no darle importancia. Algún Santo Padre se percató del posible juego del personaje y la empezó a sacar en los telediarios de su tiempo. Y hasta hoy … Gracias por la aportación, Fede.

  9. Fede dice:

    Abrazo, estimado.

  10. Juan dice:

    Por ahí es en realidad por donde yo iba. Al final vino bien y la fueron convirtiendo en una especie de «diosa madre» que faltaba en el montaje. En la antigüedad la cuestión tenía su predicamento. No nos olvidemos del culto a Isis por la misma época…

  11. Es cierto, fue como una «diosa madre». Y eso fue posiblemente lo que empujó a alguien del gremio a potenciarla.
    Sí, sí, y a la Hera de los griegos, y a la Juno romana, ambas hermanas y esposas del dios principal, como no podía ser menos. Si el dios principal se encaprichaba de una mortal, eso ya era concubinato divino. Y el fruto, un semidios, un héroe, como Hércules o Aquiles.

  12. Juan dice:

    Bueno, y las decenas de santos, santas, santitos y santitas, «diosecillos» menores para todos los gustos y necesidades. Todo muy pagano al final, como no podía ser menos. El mercado mandaba. No sé que hubiera pensado el pobre Lactancio si hubiese levantado la cabeza un tiempo después…

  13. Los santos han sido o bien premio por su colaboración interesada, como con los «Santos Padres», o propaganda, como tantos misioneros masacrados en destino y santificados por un Papa contemporáneo o casi. No tienen la menor importancia. Alguno se escapa y era, en efecto, un santo varón o una santa fémina.

    Lactancio hubiera despotricado, puesto que se habían desviado de sus instrucciones primitivas. Era un gruñón y un malas pulgas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *