Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Violencia de género 4

Violencia de género 4

.

.

.

……….    También aquí, la frontera pudiera estar constituida por el nivel de educación del agresor. Quien carece de una educación familiar, quien no ha tenido modelos civilizados que le impriman unos hábitos mínimos de respeto, quien ha crecido sin padres, en la calle, en centros para menores sin arraigo personal, puede no tener clara la línea divisoria y dejarse llevar de la furia que alberga en su interior. Al mal entorno exterior se uniría el resentimiento de la persona por haber tenido tan malos comienzos.

(Enlace al artículo anterior: http://www.sofiaoriginals.com/violencia-de-genero-3/)


 

……….  3º. Lo anterior más gritos y golpes que dejan huella física en la víctima.  Violencia de género 4

……….   La persona que ha ascendido los peldaños anteriores es posible que no haya asumido con anterioridad ningún valor de respeto hacia las demás personas. Puede ser que no se lo hayan enseñado, por carecer de una formación en tal sentido en el hogar. O puede ser que la haya recibido y la haya ignorado, rechazado, despreciado. Y ello porque se trata de un predador innato, alguien que todavía vive bajo la ley de la selva, que sigue las normas de la vida animal, de que «el pez grande se come al chico«. Y él es pez grande. 

……….  Según esa concepción, el «grande» tiene derecho a usar al «chico» a su mejor conveniencia. Y sin tener remordimiento alguno por el trato degradante que emplea con el que es, a su juicio, inferior. El ejemplo podría ser el tigre que tiene hambre, y en tales ocasiones caza y devora una gacela. La persona en este nivel, y también en los anteriores, aunque tal vez en menor grado, entiende que «las personas están para usarlas». Y ese «uso» es parte dela vida, como piensa el tigre. Incluso es lo normal, lo que se debe hacer. 

……….   Por eso la persona que golpea a su pareja entra en un universo que apenas podemos calificar de humano. No obedece a las leyes mínimas de la convivencia. Sabe que no está sometido a la ley del talión – que regía en la Antigüedad – la del «ojo por ojo y diente por diente». No va a haber nadie que se la aplique, porque es el más fuerte del entorno. O finge serlo con un comportamiento brutal.

.

Violencia de género 4  La muerte del galo.  Violencia de género 4

Violencia de género 4

.

……….   Si la sociedad quiere proteger a sus elementos más débiles, lo que no cabe hacer es abandonar a la víctima a sus propias fuerzas para enfrentarse con el predador. Y exigirle, para ayudarla, que se enfrente abiertamente a su opresor, al predador. Porque el agresor ya se ha ocupado previamente en volverla sumisa, atemorizada, dócil y obediente. Si miramos la situación con frialdad, la víctima no es ya persona humana, no ser humano pleno, sino una sombra de lo que fue antes de conocer al opresor y entrar en convivencia con él.

……….  Hay material disponible sobre el proceso de adoctrinamiento, de convencimiento, de anulación de la personalidad del ser que cae bajo la férula de este tipo de personas. Esto que se indica en el vídeo puede ser el inicio de todo, la toma de control, el comienzo de una dominación que se volverá total. Ilustra muy bien la incapacidad sobrevenida a la víctima para negarse a los deseos de su predador:

.IMPRESCINDIBLE VER EL VÍDEO SIGUIENTE.

https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=1624828260920631&id=100001804176541&sfnsn=scwspwa&d=w&vh=i&funlid=Kn2u44JvsAN2vCHN

.

……….   Cuando se ha llegado a este nivel, las señales de peligro se encienden para todo el que conoce algo, aunque sea una mínima parte de lo que sucede en esa pareja. Para todos menos para la víctima de la pareja. Es muy posible que la víctima trate de ocultar las señales de la paliza que le dio anoche su amo. Para que su familia no sepa lo que pasa, para que nadie sepa lo desgraciada que es, para que su ogro no se enfade con ella por mostrarlas …

……….   La dominación durante años ha dado su fruto. El desgraciado puede pasar al último escalón, porque sabe que no va a haber reacción, porque nadie ha reaccionado antes y lo sabían. «Pero no tienen – piensa – lo que hay que tener.»

……….  4º. Violencia máxima, con ánimo de quitar la vida.  Violencia de género 4

……….   Los motivos para una acción violenta en grado extremo pueden ser por una negativa de la víctima a alguna exigencia del violento, o por algo que él ha interpretado como una negativa, sin serlo realmente.

.

.

.

Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4

Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4  Violencia de género 4

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *