Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Zoom sobre la rampa de acceso

..........Todos sabemos que la rampa de acceso es mucha rampa. Es cuestión de años, pero eso es porque somos como somos, no por la dificultad de la cosa. Las cosas se ven de distinta manera cuando uno está escalando – cree él o ella – que cuando se han logrado los frutos. Entonces nos damos cuenta de que no era difícil. Lo que pasaba era que no acertábamos. Hoy haremos un Zoom sobre la rampa de acceso.

..........

..........Vea en cuál de estas etapas está el lector y sabrá lo que le falta y podrá echar unas ligeras cuentas conforme vaya superando niveles.

..........

..........a) Se descubre que existe un camino. Ha empezado la búsqueda consciente. Antes, uno miraba en muchos sitios, a la espera de hallar algo que le fuera: Búsqueda

......

..........b) Uno practica lo que da forma al camino y falla. Puede haber una euforia juvenil al saberse en posesión de la receta de curación. Uno es optimista en exceso. Luego viene la reacción, tendencia al desaliento, “esto no es para mí, es más complicado y largo de lo que  me imaginaba” … Aquí puede darse el abandono, ya que la mejora de calidad de vida lograda en ese poco tiempo no es tremenda.

..........

.......c) Cada vez falla menos y lo hace en detalles menores. Si se persevera, uno logra mejoras de humor, de bienestar, de felicidad, que no se quieren perder nunca más. Se ha pasado “el punto de no retorno” y ése es buscador de por vida, hasta que  encuentre Todo.

..........

..........d) Uno cree que cumple todas las Reglas sin esfuerzo aparente. A base de pulir y esforzarse, las Reglas salen solas. Pero es con la capacidad de percepción que uno tiene. Realmente queda la gravilla, que uno no percibe. Análisis con los dos círculos, para cumplirlos plenamente. Es el momento de trabajar con el Fondo sin verlo.

..........

..........e) Uno pule los detalles de Posesión, o las demás facetas del círculo negativo (ver web), y se es capaz de cerrarse en la morada interior con esas buenas disposiciones, aunque sólo se sea un cuarto de hora al día, el del retiro al interior.

..........

..........f) Llega entonces el primer Contacto con el Fondo. El que lo experimente ya me dirá cómo es. La Plenitud no es tacaña, huraña, ni soberbia. Se da cuando somos como Ella. Hemos de llegar a ser buenas personas con locura, absurdamente buenos, porque se contacta con la Plenitud cuando se es Plenitud. Hemos de borrar, en ese cuarto de hora de intento del Contacto, todo miedo, negatividad, toda arruga del alma. Y si no estamos asiduamente ya cerca de esa posición, no podremos alcanzarla en el intento de Contacto.

..........

Zoom sobre la rampa de acceso

     Zoom sobre la rampa de acceso

..........g) Limpieza del pozo negro. Antes o después del primer Contacto llega este proceso. El grado de Perfección al que hemos llegado es incompatible con el poso de actuaciones pasadas, frustraciones que están en el subconsciente, lo que llamo el pozo negro, conjunto de sensaciones molestas, no dominadas, que se han quedado dentro. La limpieza llega de improviso, un buen día, en forma de lágrimas, pena, sensación de soledad, nostalgia de un estado de Plenitud que no sabemos ni dónde está, ni como llegar a él. Dejarse ir, no reprimir, todo eso ha de salir y en una semana sale. Y vuelve la normalidad.

.......... Zoom sobre la rampa de acceso

..........h) Segundo y siguientes Contactos. Cuando uno ha tenido el primero, reflexiona sobre en qué condiciones sucedió. Y le es más fácil repetir esas condiciones, porque está tan pulido que la conjunción no requiere enormes esfuerzos. Otra cosa sería si uno está más abajo y por una circunstancia fortuita ha logrado ponerlo todo en orden en un momento feliz. Esto explica la dificultad de repetición en algunos casos escasos.

.......... Zoom sobre la rampa de acceso

..........i) Contacto diario a voluntad. Cada Contacto es más fácil de lograr que el precedente, de modo que al fin encontramos “la pera de la mesilla” y sabemos entrar en contacto con el Fondo cuando queramos. Es la meta a lograr. Se da un diálogo, porque ya pedimos el Saber, no sólo el Gozo y la Fuerza. Incluso se gradúa la duración del Contacto, porque no tememos volver de donde nos vamos cuando queremos.

.......... Zoom sobre la rampa de acceso

..........j) Uno se da cuenta de que ya está Arriba. Esto es ver el monumento. Se pasa bastante tiempo en ese estado gozoso de dominar nuestra capacidad para usar del Fondo y avanzamos a gran velocidad cuando disponemos de tan poderosa arma. El Fondo es transformante, nos hace a su modo. Y un buen día hemos desarrollado de tal modo la capacidad sutil, la identificación con el modo de la Plenitud, que nos damos cuenta de que hemos accedido al Nivel 4. Vemos lo que somos, vemos el monumento, que nos había pasado desapercibido hasta ese día.

.......... Zoom sobre la rampa de acceso

..........No hay estadística amplia de qué hay que pulir para poner en marcha nuestra componente trascendente, el Fondo. Es una meta a la vez obligada y absolutamente escasa. Por eso, no hay una receta, como la de hacer croquetas, para lograrlo. Uno mismo no sabe exactamente cómo era cuando se dio, o qué hizo y cómo se colocó en la postura sutil adecuada. Hice el vacío ideológico y me puse en disposición de no recibir más que la Verdad Absoluta, Universal. Y llegó el Saber al día siguiente. Desear el Saber, de forma ardiente, puede ser una manera, pero creo eso tiene que salir de manera natural, innata.

 Zoom sobre la rampa de acceso

Foto, cortesía de MJC.         Siguiente artículo: Apoyos disponibles.

………. Zoom sobre la rampa de acceso

……….Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «Año 303. Inventan el Cristianismo», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En  http://sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

 Zoom sobre la rampa de acceso

Copyrigth (c) Fernando Conde Torrens     64

. Zoom sobre la rampa de acceso

. Zoom sobre la rampa de acceso

. Zoom sobre la rampa de acceso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *