Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina, con las fortificacines que construyó para delimitar el campo y evitar el flanqueo.

.

© Copyright  Fernando Conde Torrens, el Lunes 13-11-2.013

.

.

.

        En el anterior artículo hemos visto cómo los generales de un ejército podían favorecer su posición mediante fortificaciones. Eran éstas obras de madera que impedían el paso del enemigo y que se reforzaban con tropas que las defendían.

        Hoy veremos en primer lugar las obras de fortificación que Julio César hizo en Rúspina, al poco de llegar a África procedente de Sicilia. Estaba en inferioridad de condiciones, ya que, hasta que no le llegaran refuerzos de Sicilia, tenía muchas menos tropas que sus oponentes, el general romano Escipión y el rey de Numidia Juba.

.

Busto del rey Juba I de Numidia. Museo del Louvre

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

(Fuente: http://commons.wikimedia.org/wiki/File:Portrait_Juba_I_Louvre_Ma1885.jpg )

.

        César tenía instalado su campamento entre la ciudad de Rúspina y el mar. A lo lejos se divisaba la ciudad de Uzitta. (Ver mapa que sigue).

.

Mapa que muestra la zona en que se dio la «Guerra de África»

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

(Fuente: Atlas Antiquus. Dr. Henry Kiepert. 10th Edition. Dietrich Reimer. Berlín, 1.890)

.

        César tenía instalado su campamento en la parte baja de la imagen, en (A). Pero tenía pensado instalarlo en (F), en la llanura, más al interior, entre las ciudades de Rúspina (B) y Uzitta (G). Ahora bien, César temía la posibilidad de ser flanqueado por las mayores huestes de sus enemigos. Para evitarlo, «moldeó» el escenario donde se iba a plantear la batalla. Por eso mandó construir una larga fortificación (D), que delimitaba lo que sería el campo de batalla.

        Los contrarios, Escipión y Juba, formaron sus tropas con el cuerpo central en (M), pero manteniendo un fuerte contingente de caballería númida e infantes ligeros en su ala derecha, detrás. Esta formación (N) era la que tenía como misión pasar por la izquierda de la formación de César, rodear a su ejército y provocar el desastre. Como contra-medida, César ordenó que su ala izquierda se doblara hacia atrás, a fin de cerrar el paso al enemigo que tratara de rodearles por ese lado. El propio campamento impedía el flanqueo enemigo por el lado derecho. Todo ello se aprecia con claridad en el grabado que sigue, realizado en 1.787.   

  

Grabado sobre la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

(Fuente: Comentarios de César. Conde Turpin de Crissé. Amsterdam, Leide, Rotterdam y Utrech. 1.787)

 

        El interés de nuestro análisis se centra, por tanto, en las obras de fortificación. marcadas como (D), realizadas por las Legiones de Julio César para compensar la ligera inferioridad numérica que tenían ante el enemigo, que les superaba sobre todo en caballería, el arma ideal para flanquear al contrario.

.

Enlace con el próximo día: Egipto antiguo 141 Julio César y Pompeyo. Batalla de Dirrachium.

.

    ….. Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En http://sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

.

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina  Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina  Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina  Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina  Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina  Egipto Antiguo 140 Julio César ante la batalla de Rúspina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *