Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Flavio Josefo y Jesús

……….. Esto que viene en el artículo es lo que pensaba sobre Flavio Josefo y Jesús cuando había editado “Simon opera magna”, en el año 2.004. Los detractores argumetntaron que las firmas eran debidas al azar, cosa que era cierta. Pero tras otros 12 años de análisis, aparecieron las verdaderas, y éstas anulan pr completo el supuesto “testimonio flaviano”. El pasaje es una interpolación de Eusebio de Cesarea y lleva su firma.

 

© Copyrigth Fernando Conde Torrens, el 1-11-2.002

.

……….El primer pasaje añadido a Flavio Josefo habla de Jesucristo, resucitado de entre los muertos. Gracias a la experiencia que tenemos ya de dos etapas de redacción, es evidente que la frase en azul, en la que se inculpa a los judíos y que carece de letra de firma, es de Osio.

……….

Flavio Josefo. Antigüedades judáicas, XVIII 63-64

Traducción que conserva las firmas

……….

     Existió por aquel tiempo Jesús, hombre sabio, si se le puede llamar hombre.

     Realizaba portentos,

     maestro de los hombres que aceptan con gusto la verdad,

     y tanto a muchos judíos,

     como a griegos hizo despertar.

64. Era el Mesías.

    Y con la aprobación de los principales de los nuestros Pilato le aplicó la cruz,

no le abandonaron los que primeramente le siguieron,

pues de nuevo vivo se mostró a ellos al tercer día,

Los profetas de Dios habían dicho éstas y otras maravillas de él.

Y por él así llamados hasta hoy no ha desaparecido la especie de los cristianos.

Y por estos tiempos otro suceso …. acaeció entre los seguidores de Isis en Roma.

………..

……….La versión en griego resulta de aplicar el lenguaje Symbol al texto que viene acontinuación. Viéndolo así tien la ventaja de que se puede entender algo de las palabras en griego.

………..

Flavio Josefo y Jesús

   Flavio Josefo y Jesús

.

Flavio Josefo. Antigüedades judáicas, XVIII 63-64

63 Ginetai de kata touto ton cronon Ihsous, sofos anhr, eige andra auton legein crh.

     hn gar paradoxwn ergwn poihths, 14

     didaskalos anqrwpwn twn hdonh talhqh decomenwn, 13

     kai pollous men Ioudaious, 11

     pollous de kai tou Ellhnikou ephgageto. 12

64 o Cristos outos hn. 13

    kai auton endeixei twn prwtwn andrwn par´hmin staurw epitetimhkotos Pilatou, ouk epausanto oi to prwton agaphsantes.   13

efanh gar autois trith ecwn hmeran palin zwn,   16

twn qeiwn profhtwn tauta te kai alla muria peri autou qaumasia eirhkotwn.   14

eis eti te nun twn Cristianuwn apo toude wnomasmenon ouk epelite to fulon.   16

Kai upo tous autous cronous eteron ti deinon … suntugcanousin.   14

………..

……….“Flavio Josefo” no debía haber escrito ese “si se le puede llamar hombre”. Es evidente que esa frase refleja no ya admiración, sino casi idolatría por Jesús, cosa imposible en un judío. Segundo error tremendo, afirmar sin parpadear lo de que “era el Mesías”. Otra cosa inconcebible en un judío. Y la tercera, ese “los profetas dijeron maravillas de él” . El mismo comentario que para la primera frase, pura utopía.

……….Rápidamente expongo al lector la postura oficial de la Iglesia sobre el tema, en la medida que la sé y no estoy equivocado. Si lo estoy, ya me avisarán.

……….Desde siempre, a éste y otros dos pasajes posteriores se les llamó pomposamente el “testimonium flavianum”, testimonio de Flavio, una prueba de que las cosas son como nosotros decimos. Críticos independientes, que no hay muchos, pero alguno hay, empezaron a sospechar del famoso testimonium y defendieron que el pasaje era un timo.

……….La razón de tal sospecha, aparte de causas internas, las dichas, era que el pasaje sobre Jesús está en medio de otro relato de problemas para los judíos. Primero relata Josefo el asunto de las imágenes del César que Pilatos metió en Jerusalén, para escandalo de los judíos. Los judíos se amotinan, son rodeados, se tiran al suelo y Pilatos decide no matarlos a todos y retirar las imágenes a Cesarea.  Luego Pilatos se propone saquear el Templo y obtener dinero para construir un acueducto para la ciudad. Nueva rebelión de los judíos y muchos mueren bajo las espadas romanas.

……….Y aquí viene el fragmento que hemos visto sobre Jesús. Luego sigue el relato de Josefo diciendo textualmente: “Por la misma época los judíos sufrieron otra tribulación. Sucedieron en Romas hechos escandalosos en el templo de Isis, etc.”

……….De modo que tras dos tribulaciones de los judíos está el pasaje de Jesús y acto seguido una tercera tribulación para los judíos. No era muy complicado sospechar la trampa.

……….Cuando la sensatez se impuso, la Iglesia tuvo que recular y sostener que “bueno, quizás alguna frase sí que sea interpolación de algún cristiano fervoroso, pero lo demás es auténtico, desde luego, no faltaba más.”

……….¿Y cómo se pudo realizar la interpolación sin querer, sin darse nadie cuenta? “Bueno, algún cristiano devoto lo puso al margen, un nieto suyo lo pasaría al texto principal y ya se sabe …” Pero lo que no explican es cómo fue que desaparecieron de la faz del Imperio, y enseguida, de la Cristiandad todas las versiones que no eran la de los descendientes del piadoso y creativo cristiano. De este pequeño detalle no se habla.

……….Para mí esta interpolación está hecha con ingenuidad. Con la suficiente ingenuidad como para que la incongruencia no fuera percibida antes de que se publicaran los textos, pero sí después. Ya sabe el lector que Eusebio firmaba cada frase que falsificaba con la firma de Simón, para delatar la comedia que se estaba fraguando. Por eso ¿ingenuidad, astucia … quién sabe? Digamos simplemente, una falsificación que se puede apreciar si se emplea sentido común.

……….El próximo día, más, todavía con nuestro amigo Flavio.

……….  . Flavio Josefo y Jesús

Siguiente artículo: Flavio Josefo y Juan el Bautista.

 ……….  . Flavio Josefo y Jesús

……….Fernando Conde Torrens es autor de “Simón, opera magna”, “El Grupo de Jerusalén”,  “La Salud”, recientemente “Año 303. Inventan el Cristianismo” y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En  http://sofiaoriginals.com/ expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

 . Flavio Josefo y Jesús

 . Flavio Josefo y Jesús

. Flavio Josefo y Jesús

……….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *