Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Idries Shah

Idries Shah es uno de los mejores representantes del Mística sufí.

© Copyrigth Fernando Conde Torrens

.

.
           Se ha hablado mucho de la Mística sufí y posiblemente nuestro visitante ya la conoce. Los sufíes son al Islam lo que nuestros místicos al Cristianismo: Maestros que, por serlo, son calificados de heterodoxos por los que aún no “saben”. Los Maestros sufíes, los Maestros cristianos y todos los Maestros del mundo enseñan lo mismo, el Camino. Veámoslo.

.

………. * Deseando ser sabio. Idries Shah

           A menudo la gente confunde a los derviches, que están  caminando por el Sendero Sufí, con los Sufíes, que ya lo han  recorrido. Hay un cuento, narrado por un derviche, que ayuda a fijar esta distinción en la mente.

       
           Había un joven, narró el derviche, que buscó a un derviche y le preguntó: “Deseo ser sabio, ¿cómo puedo alcanzar mi deseo?”      
           El Derviche lanzó un gran suspiro y respondió:      
           – Había una vez un joven como tú. Deseaba ser sabio, y este  deseo era muy poderoso.
           De repente, un día se encontró sentado, como yo lo estoy, con un joven como tú sentado frente a él, preguntando: “¿Cómo puedo ser sabio?”

.

………. * Manteniendo alejada a la gente. Idries Shah

           Pregunta: ¿Cómo pueden los Sufíes llevar a cabo la enseñanza si se comportan como el Maestro clásico  Sari el-Saqati de quien se relata el haber orado, cuando estaba rodeado de discípulos: “Oh Señor! Dales conocimiento que los mantenga alejados de mí”?

           Respuesta: El gran Junaid de Bagdad dijo, también: “Cuando ves al Sufí dirigiéndose a la multitud, ten por seguro que está vacío”, así lo relata el autorizado compilador Kabadhi.

       
           “Estas declaraciones aparentemente misteriosas son en realidad muy simples de comprender.

       
           “En el caso de Saqati, está hablando del “mi” que está atrayendo a la gente, su exterioridad, y él sabe que esto es lo que despierta la curiosidad y es lo superficial. Si la gente obtiene el conocimiento de mantenerse aleada de este “mi” – si dejan de congregarse alrededor como patanes en un circo – entonces pueden comenzar a aprender de la interioridad de Saqati

       
           “Similarmente con Junaid, él está hablando de alguien que exhortará a la multitud, y por lo tanto sólo puede hablar de  generalidades y de las cosas que agradarán al público. El verdadero Sufí, como un experto o persona diestra, será más capaz de enseñar a aquellos que tienen cierto conocimiento del tema.

       
           “Personas que han hecho algún estudio de Sufismo, o que piensan que lo han hecho, están siempre tratando de enseñar. Esto es una etapa en la vida del estudiante, no del Maestro. Por eso los Sufíes han dicho: “Yo anhelaba enseñar, pero tuve que esperar a que el deseo se desvaneciera antes de que pudiese realmente hacerlo.”

       
           “Incluso gente de gran reputación sufre de tal vanidad, que oscurece para ellos el hecho de que tratar de enseñar puede ser una trampa tendida por la vanidad.”

.

Idries Shah

      Idries Shah

..

           * Obtenido del libro El buscador de la verdad. Cuentos y enseñanzas sufíes, de Idries Shah.  Editorial Kairós. 1.988.

.

.
………. Fernando Conde Torrens es autor de “Simón, opera magna”, “El Grupo de Jerusalén”, “Año 303. Inventan el Cristianismo”, “La Salud” y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En www.sofiaoriginals.com expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

 

2 comentarios en “Idries Shah”

  1. Salvador dice:

    Resuenan en mí las rotundas palabras de Idries Shah.
    Pone al descubierto a tantos que van de maestros y que aún son estudiantes y que siguen comiendo de su vanidad escondida….a precios desorbitantes.
    Las mejores cosas que he recibido en mi vida han sido gratis!
    Hoy por fin lo he entendido.!
    El maestro es otra cosa.

    Quedo agradecido.

    1. Fernando Conde Torrens dice:

      Hay personas que se ganan la vida ayudando a los demás. Tiene sentido que cobren dinero si, para hacerlo, ofrecen su tiempo completo, instalaciones, un local, consumibles, etc. Si uno puede ganarse la vida con su oficio, el Conocimiento al que llegue lo debe ofrecer gratis. Para mí que es lo ideal, no depender de los frutos de tu ayuda. Pero de todo hay en la viña del Señor, que se decía en mi casa.

      Un abrazo, Salvador, y enhorabuena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *