Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

© Copyright  Fernando Conde Torrens, el Viernes 17-4-2.009

.

.

.

1. Entra París en la Historia de la mano de Julio César. Uno de los pueblo galos, los Aeduos, llama en su ayuda a Roma.

2. Roma, con Julio César, expulsa a los Helvecios y, a petición de los Aeduos, derrota y expulsa a los germanos de Ariovisto.

3. Cuando Galos y Romanos quedan solos, la Galia se rebela contra el invasor, amigo de los Aeduos y de unos pocos más. César sitia Alexia.

4. César toma Alexia, pacifica la Galia, celebra su triunfo en Roma y deja paso a Octavio, que será Augusto perpetuo. La Galia es ya una provincia.

5. Nada importante sacude París hasta la llegada del César Juliano, que en París es proclamado Augusto. Con los bárbaros, una nueva etapa.

6. Reinan en Francia los merovingios y luego los carolingios, mientras los vikingos hacen correrías casi cada año.

7. Comentarios sobre los periodos pasados.

8. Hugo Capeto, señor de París, se hace coronar rey en Reims. Le sucede su hijo Roberto. Reyes Capetos hasta las Cruzadas.

9. Felipe Augusto engrandece y embellece París. Luis VIII reinó poco y repartió mal el Reino. San Luis, Luis IX, embelleció París.

10. Termina la línea de los Capetos por línea directa y se inicia la colateral de los Valois. Felipe VI hace frente malamente a la invasión inglesa.

11. A Felipe V le sucede Juan II, todo un caballero medieval, y sufre nueva derrota en Poitiers, cayendo preso. El Delfín Carlos lo hace mejor.

12. La invasión de Eduardo II fracasa porque Carlos V dirige bien sus fuerzas. Mejora de París. Muerte de Carlos V e inicio de la guerra civil.

13. Juan sin Miedo mata a Luis de Orleáns: Guerra civil. Llama a Enrique V de Inglaterra. Desastre de Azincourt. Toma de Rouen. Matan a Juan.

14. Los ingleses se hacen con el poder en Francia norte y sitian Orleáns, apareciendo Juana Dearco que invierte la situación. Coronación en Reims.

15. Comentarios sobre la marcha del trabajo y episodios finales en la vida de Juan de Arco.

16. La Guerra de los Cien Años da un brusco viraje cuando se pone fin a la guerra civil francesa. Política acertada de Carlos VII.

17. Últimos años de Carlos VII, con un triste final familiar y acceso de su hijo, que fue un Rey desabrido, con su padre y con todo el mundo.

18. Las tres últimas campañas de la nobleza contra Luís XI, la ambición de Carlos en Temerario y su muerte. Muerte de Luís XI.

19. Regencia de Ana de Beaujeu durante la minoría de edad de Carlos VIII. Ínfulas conquistadoras de éste.

20. Carlos VIII es atacado en Italia pero logra vencer y volver a casa. Luís XII hace algunos arreglos y parte para Italia, en alianza con los Borgia.

21. Desventuras de Luís XII en Italia. Acceso al trono de Francisco I.

22. Las guerras casi continuas que Francisco I de Francia mantuvo contra el Emperador Carlos V.

23. Reinado de Enrique II, hijo de Francisco I, que lucha contra Carlos V y, cuando éste abdica, contra Felipe II, hasta su muerte en un accidente.

24. Se inician las guerras de religión por la intolerancia de todos los que moran en Francia en tal época. La Regente Catalina trata de poner paz.

25. Los reinados de Carlos IX y de Enrique III ven aumentar las luchas religiosas. Enrique de Navarra se perfila como posible sucesor.

26. Acceso de Enrique, Rey de Navarra, al trono de Francia al morir Enrique III; será Enrique IV. Apaciguamiento del Reino.

27. Labor política y muerte violenta de Enrique IV. Le sucede su hijo de 9 años bajo Regencia de la madre. 

28. Reina Luís XIII por intermedio de Richelieu. De naturaleza débil, muere joven y deja un niño de 5 años como heredero. Regenta la viuda.

29. Características personales de Luís XIII. La historia del hombre de la máscara de hierro (realmente era terciopelo negro).

30. Derrotas sucesivas de España hacen de Francia un país fuerte. El descontento interior genera La Fronda, una mini-revolución.

31. Hoy de Luís XIV la vida amorosa, – que fuera con todas menos con su esposa.

32. Apoyo a las Artes por parte de Luís XIV.

33. Muerte de Luís XIV y su nieto Luís XV, de sólo 5 años, hereda el trono, bajo Regencia de su tío Felipe de Orleáns.

34. Luís XV accede al trono y gobierna mediante el Cardenal Fleury. Guerra contra Austria.

35. A la muerte de Fleury Luís XV inicia sus reales amoríos. En política exterior fue menos afortunado que Luís XIV, el Rey Sol.

36. La guerra con Prusia termina en derrota. Muere Luís XV rechazado por casi todos, mientras en Francia la sociedad cambia.

37. Los ingredientes: Un Rey sin decisión, una Corte anclada en el pasado, una nobleza ciega, un país arruinado, el descontento popular.

38. Ante la gravedad de la crisis económica, Luís XVI convoca Estados Generales, aunque con tibieza y desgana.

39. Los inicios de los estados Generales que pronto se convierten en Asamblea Nacional. El Rey no coincide con estos planteamientos.

40. Tras la toma de la Bastilla, se produce un movimiento de péndulo: El Rey saca de París las tropas y la Asamblea se acerca al Rey.

41. La anarquía se posesiona de Francia entera con la quema de mansiones señoriales. La multitud toma Versalles: El Rey, a París.

42. Desaparecen de la escena política Necker y Mirabeau. Ascienden Robespierrre, Danton y Marat. Fuga fallida del Rey.

43. Inicia su mandato la Nueva Asamblea y el Rey opone su veto. La turba se lo reprocha. En la guerra contra Austria, Francia pierde batallas.

44. Tras la toma de Versalles, llega la toma de las Tullerías y el Rey pasa a la Torre del Temple. Masacre en la cárcel de París. Batalla de Valmy.

45. Se vota la muerte del Rey. Le seguirán su esposa y muchos nobles. El Terror comienza en París; en Francia, guerra civil; en el exterior, guerra.

46. Ampliación sobre la especial personalidad de Luís XVI, que hubiera sido un perfecto sacristán, pero fue un pésimo Rey.       

47. Francia gana en todos los frentes, termina el peligro exterior y se acalla la sublevación de provincias. En París, el Terror en su cima.

48. Muerte de Robespierre y final del Terror. La vida sigue, los nuevos ricos rebelan a la Comuna. Para sofocar la rebelión se llama a Bonaparte.

.

Los frutos silenciosos de la Revolución

.

Hay cosas importantes – que no hemos mencionado,

que no son tan brillantes, – mas son de gran calado

que hasta el presente llegan. – Ellas han perdurado

y muestran ciertamente – el paso que se ha dado

dejando atrás costumbres – que deben ser pasado:

El decimal sistema – en Francia se ha adoptado

y todas las medidas – se han en Francia igualado;

también la deuda pública- se ha con juicio encauzado;

viendo que la enseñanza – es base, ha legislado

que será obligatoria, – pagándola el Estado;

luego, la secundaria – también la ha potenciado

y los centros aislados – los ha reunificado

formando un Instituto, – que de Francia es llamado;

y de la Sanidad – se ha asimismo ocupado

y la asistencia pública – es el buen resultado;

y el Código Civil – también ha redactado.

Todo esto que nosotros – damos por descontado

fue por la Convención – como salió al mercado;

todo esto con los Luises – nunca hubiera llegado,

que fue el querer de un pueblo – el que nos lo ha legado

y deber ser sabido – y así será apreciado.

.

La mentalidad medieval al ataque. Ambición territorial

.

Todo francés que manda – en el tiempo indicado

siente que sólo en guerra – está él asegurado

y no le piden cuentas – y tiene lo ganado.

Así, la Convención – ha el futuro amarrado

y la vieja ambición – de Italia ha desatado,

cual Carlos Ocho hiciera, – como aquí se ha estudiado,

y, por si fuera poco, – hasta a Irlanda ha apuntado,

poniendo como excusa, – porque ello es obligado,

que a sus dos enemigos – se habrá así castigado,

y encargan, inocentes, – a su galardonado

Napoleón que pegue – a Italia algún bocado.

.

Quieren unas victorias – a un ritmo moderado

que ilusión dé a las masas – y mantenga ocupado

ese tremendo ejército – que en Francia se ha formado.

Diré que Bonaparte – no es apuesto soldado,

es de enclenque apariencia, – es bajo y es delgado,

tiene veintiséis años; – no es bien considerado

por otros generales – sobre los que ha pasado,

mas cuando oyen sus planes, – su tono mesurado,

sus ideas geniales, – su aplomo y su calado,

cambian las opiniones: – “Maestro hemos hallado

le dirá el uno al otro – tras haberle escuchado.              (frase del general  Masséna al general Augereau)

.

Bonaparte en Italia, por Gros

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

 (Fuente: Histoire de France Illustrée. Tomo II, des 1.610 à nos jours. Paris, Librairie Larousse, hacia 1.912.)

.

Arenga

.

No narro las batallas – que en Italia ha ganado 

que son varias docenas – y ello es muy complicado;

sólo diré detalles – que me han, cierto, chocado.

Cuando tomó él el mando, – a la tropa así ha hablado:

Ya sé que tenéis hambre – y el uniforme ajado,

mucho os debe el Gobierno – y mal os ha pagado,

no hace eso a voluntad, – es que no le han dejado.

Vuestra paciencia os honra, – pero ella no ha logrado

que tengáis mayor gloria, – ni un salario adecuado.

Yo voy a conduciros – a un sitio afortunado

a fértiles praderas – que nunca habéis pisado,  

hay allá grandes villas – y allí hay amontonado

dinero en abundancia, – honor y gloria al lado.

¿Es que vuestro coraje – está todo él gastado?

Un inmenso alarido – tras esto se ha escuchado.                    (Eran 38.000 hombres contra 50.000 enfrente)

.

La financiación

.

Se conquista Milán – e impone que el Ducado                    (Mayo de 1.796)

pague veinte millones, – dos más ha reclamado

al gran Duque de Parma – y diez más le ha pagado

el gran Duque de Módena. – y con ello ha equipado

a todos sus soldados – y además ha enviado

otros diez a París, – lo que allí ha bien sentado. 

.

El Arte

.

Avanza por Italia – y con Roma ha topado;                                (Febrero de 1.797)

El Papa ha de cederle – algún que otro Condado,

y otros veintiún millones, – y además un legado

de cien cuadros o estatuas – que expertos que han llegado

de París eligieron – de lo que está guardado

en Roma y luego al Louvre – mandan bien embalado:

Ya entiendo por qué el Louvre – está tan bien dotado …

.

De más

.

Tomando toda Italia – el Corso se ha pasado,

desobedece al jefe, – Carnot, pero ha quedado

tan claro como el agua – que con ello ha logrado

algo que nunca en Francia – habíase pensado

que conquistar Italia – un año le ha llevado.

.

La reacción monárquica. La contra-reacción

.

Mientras tanto en París – elecciones se han dado,                         (Mayo 1.797)

la gente en el poder – hacia atrás ha marchado

por golpe comunista – por las tropas frustrado,

intento que trataba – de igualar el Estado

ya que, sin propiedad, – todo esté nivelado.

Cunde en Francia la alarma, – y por ello han entrado

doscientos realistas – y han pronto comenzado

a destrozar los frutos – que se habían logrado;  

promulgan nuevas leyes – con lo que han anulado

medidas que afectaban – al reciente pasado.

.

El general Bonaparte, por David

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

 (Fuente: Histoire de France Illustrée. Tomo II, des 1.610 à nos jours. Paris, Librairie Larousse, hacia 1.912.)

.

La astucia

.

Tres, pues, del Directorio – al Corso han demandado

ejército y cañones, – pero él les ha enviado

a un compañero suyo, – su tiempo no ha llegado;                (el general Augereau)

se da un golpe de Estado – y así han defenestrado

a algunos que incordiaban – en el derecho lado.

Pasa apenas un año – y la izquierda se ha alzado;

esta vez sin cañones, – nuevo golpe de Estado,                            (4 de Septiembre de 1.797)

que esta Constitución – no es un marco adecuado,  

que no está establecido – el método apropiado

de resolver tensiones, – que son las que se ha dado

entre Cámara Baja – y el Quinteto nombrado.

.

Augereau, por R. Lefèvre (Versalles)

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

 (Fuente: Histoire de France Illustrée. Tomo II, des 1.610 à nos jours. Paris, Librairie Larousse, hacia 1.912.)

.

Continuará …

.

………. Fernando Conde Torrens es autor de «Simón, opera magna», «El Grupo de Jerusalén», «La Salud» y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En http://www.sofiaoriginals.com/ expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

.

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica 

París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica  París 49 Ambición territorial Arenga La financiación La reacción monárquica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *