Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Ser feliz y 4

Artículo con el que termina la serie, Ser feliz y 4.

.

© Copyrigth Fernando Conde Torrens

.

……….Tal vez sea aún demasiado pronto para intentar el ataque frontal, el encuentro directo con nuestro propio espíritu. Quizás aún no nos hemos liberado suficientemente del apego y del acoso de lo concreto gracias a las cuatro reglas ya enunciadas. O tal vez estamos poco habituados a ser sutiles, a dejar volar la mente.

……….En tal caso, vamos a reducir la marcha. El alma sirve para conocer las cosas elevadas, pero también puede operar a nivel más concreto. Hemos dicho que la mente debe estar en blanco, relajada, sin pensamientos, para conectar con el espíritu. Esa es nuestra situación poco antes de dormirnos cada día. Pues bien, aprovechemos esa circunstancia diaria para proponerle a la “luz interior” ese problema que no sabemos resolver. O para plantearle alguna otra duda más elevada.

……….Los antiguos le llamaron “consultarlo con la almohada”. Realmente es consultarlo con el alma. El alma responde a los deseos del corazón siempre y cuando la mente calle y atienda.

……….Veamos cuál es el correcto funcionamiento de cada componente del ser humano: El corazón desea saber y comunica ese deseo al alma. Esta responde y la mente recibe la respuesta. Corazón que anhela. Alma que guía. Mente que escucha, receptiva.

……….Veamos ahora cuál es el normal funcionamiento del occidental medio. La mente ocupa toda la pantalla. Ella argumenta, ella dice lo qué quiere saber y ella se responde. Nuestra mente no para de trabajar y no oye nada de lo que pueda decir el alma. Ni siquiera cree que exista o que valga para algo.

……….La mente razona, deduce y opina. Y la mente se equivoca. La mente ve fantasmas, la mente se fija en lo que perciben los sentidos. Y ella añade de su parte. No tiene en sí misma la mirada penetrante, la facultad de no equivocarse. Por eso la mente se equivoca. Con ella no se llega a la Dimensión de la Felicidad.

……….Con el propio espíritu, con el alma, las cosas ocurren de distinto modo. El alma tiene la facultad de comunicarse instantáneamente con la Verdad. El alma nunca se equivoca, siempre comunica la Realidad. Lo que necesitamos es aprender a conectar con nuestra alma. Aprender a escuchar. Y para eso la mente ha de ponerse en su lugar: Receptora y no emisora.

……….Podemos buscar la conexión inconsciente al ir a dormir o buscar la conexión consciente en un momento de soledad y a ser posible en un lugar fijo. De no resultar esto último, pruébese lo primero.

…………………………..

SER FELIZ (11/12)

 ……….

……….A punto de terminar esta serie sobre la Felicidad, estamos en disposición de resumir las tesis que hemos mantenido hasta hoy y las experiencias que hemos propuesto al lector.

……….Hemos afirmado que la Felicidad está a nuestro alcance. Que la Felicidad es la actividad del alma y que el alma es la esencia del ser humano. Cuando el alma ilumina, cuando somos cuerpo operante y alma operante, entonces somos Plenitud y encontramos la Felicidad. Hemos afirmado que la Plenitud y la Felicidad son el estado habitual en el ser humano que ha completado su evolución.

……….Hemos esbozado cuatro reglas “todo terreno” y tres actividades localizadas en el tiempo: La transferencia, las consultas nocturnas a la “luz interior” y el contacto directo con el propio espíritu. No se trata de seguir y practicar unas y otras en plan robot, sino de captar hacia dónde señala el conjunto de todo lo que llevamos visto.

……….Ascender a la dimensión del espíritu, entrar en contacto con el alma y volverla operativa no es algo que se logre en tres meses. No es que la ascensión sea difícil. Es que nuestras piernas estaban agarrotadas por una inactividad de años. Tampoco es que seamos unos inútiles. Pero debemos contar con el factor tiempo. El buscador de Verdad no se desalienta si tarda en encontrar. El buscador de Verdad sigue buscando, insiste, reitera, es paciente.

……….Y con el tiempo su paciencia vence el entumecimiento mental y comienza a recibir claridades. Al principio muy tenues. Tan tenues que se duda de que lo sean. Se antojan espejismos. Pero con los días, las respuestas de la “luz interior” se hacen más firmes.

……….¿Cómo distinguir si lo que responde es el propio espíritu o la mente, que no sabe estar callada? Si lo que llega viene de fuera, si nos parece ajeno, si la mente desconfía de que sea real, si no sabemos cómo llegó a nosotros, si tiene tal potencia que inunda el ser entero, si comunica una certeza absoluta, si nos llena de una paz desconocida, si viene acompañado de sensaciones imposibles de describir de puro simples, si suena extraño, si nunca se nos hubiera ocurrido pensar en algo así, entonces es el alma la que habló.

……….Si lo que llega no hace sino confirmarnos en lo que ya conocíamos, lo que nos habían enseñado desde pequeños, si lo que llega no nos sorprende… entonces es que la mente no supo estarse callada. Habrá que comprar esparadrapo mental.

…………………………..

Ser feliz y 4

      Ser feliz y 4

.

SER FELIZ (y 12)

.

……….Para despedirnos por este mes, trataremos hoy de lo que sucede en el individuo que logra entrar en contacto con su propio espíritu y volver su alma operativa. Sabiendo lo que ocurre, quizás tengamos una ayuda para buscar esa conexión.

……….Debemos conocer un poco más sobre la Dimensión en la que se sitúa el alma. Observará el lector que no hemos argumentado sobre la existencia del alma, o propio espíritu. Y es que somos de la opinión de que al alma, o se la siente dentro o no hay forma de demostrar su existencia con argumentaciones mentales. Porque el espíritu está en una dimensión superior a la mental.

……….Todos tenemos un alma que pertenece a la Dimensión Superior. Nosotros le llamamos Dimensión de lo Único, porque todo lo que reside allí participa, en cierta manera, de todo lo que reside allí. Los entes que habitan en esa Dimensión mantienen una cierta conexión de forma que en un momento dado cuando enlazas uno de esos entes y lo arrastras hacia ti, arrastras con él todo un racimo de entes conectados. Como sucede con las cerezas, que nunca tomas sólo una.

……….¿De qué entes hablamos? Del Amor, de la Paz, de la Alegría, de la Plenitud, de la Felicidad, de la Sabiduría, del Gozo, del Bien… Estos son los entes que habitan en la Dimensión de lo Único, en la Dimensión de la que proviene y a la que pertenece nuestra propia alma. Si hemos afirmado que nosotros somos precisamente nuestra alma, no se sorprenda el lector de que nos sea connatural la Felicidad, entre otras muchas cosas. Vivir en esa Dimensión consciente de ser esencialmente alma es la meta de todo ser humano. Alguien le llamó Reino y dijo: “Buscad el Reino y su Plenitud y todo lo demás lo tendréis hasta colmaros.”

……….Es posible vivir en el Reino y ser uno con todos los entes que allí habitan. Es posible ascender a la Dimensión de lo que es Uno y participar allá de la Esencia Única. Ascender a esa Dimensión y volver operativa el alma, es lo mismo. Dejar que el propio espíritu lleve las riendas, dejar que guíe e ilumine el camino, entrar en contacto con el Fondo de uno mismo, todo es lo mismo.

……….Sí, lector. La Felicidad permanente es humanamente alcanzable. Porque todo ser humano tiene un alma única. Si vivimos sin tenerla en cuenta, vanamente buscamos la Felicidad. Por el contrario, si llamamos a la Dimensión Superior, se nos abrirá. Si buscamos nuestra alma, de seguro que la encontraremos. ¿Tan lejos, pues, está? ¡Si es lo que nos permitió “conectar” a lo largo de estos encuentros…!

……………….. Ser feliz y 4

Siguiente artículo: El Reino 1.

 ……………….. Ser feliz y 4

……….Fernando Conde Torrens es autor de “Simón, opera magna”, “El Grupo de Jerusalén”,  “La Salud”, recientemente “Año 303. Inventan el Cristianismo” y una serie de artículos sobre el mundo de las ideas. En  https://sofiaoriginals.com/ expone los resultados de sus investigaciones sobre la eterna búsqueda del ser humano.

………. Ser feliz y 4

………. Ser feliz y 4

………. Ser feliz y 4

……….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *