Escuela virtual de Sabiduría de Pamplona.

fcondetorrens@hotmail.com

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear.

.

.

.

.

……….   Enlace al artículo anterior:    https://www.sofiaoriginals.com/historia-de-una-epidemia-23-el-pasado-y-el-futuro/

.

……….    El tema en el que nos hemos fijado es muy complejo, muy amplio, casi universal. Requiere atención de meses. Eso como mínimo. De modo que debemos armarnos de paciencia y trabajar como las hormiguitas, llevando grano a grano a nuestra despensa. Felizmente, hay mucho material sobre estos temas en la red, muchísimo. Pero es que sólo oírlo con atención consume horas, más cuanto de más detalles uno quiere enterarse.

……….    Algo que practico y que recomiendo es anotar en un archivo Word las direcciones de los vídeos que aportan algo interesante, con una anotación telegráfica del tema que trata cada uno tras el enlace. Eso servirá para poder volver  a escucharlo cuando haga falta. Al menos el que suscribe está acumulando material, información. Es lo primero que hay que hacer cuando se intenta investigar algo. Hay que saber del tema objeto todo lo que se sabe en el mundo. Cuando el tema es muy específico, muy concreto, muy exclusivo y particular, saben pocas personas de él y sus publicaciones pueden ser más accesibles, porque son unas cuantas nada más.

……….    En el caso que nos ocupa, las publicaciones son centenares, por no decir miles. Será imposible escucharlas o leerlas todas, pero muchas pueden ser redundantes, decir lo mismo, de forma que bastará con leer o escuchar las suficientes, que nadie sabe cuántas son, ni si alcanzaremos a conseguirlas con nuestros medios. Eso es lo que tiene una investigación, que nunca estás seguro de que vas por el buen camino, ni de que has conseguido la información suficiente. Pero eso no debe desanimarnos, los datos reunidos ocuparán muchos Megas en nuestro ordenador.

……….    Ésta es la fase de análisis, reunir información, que luego habrá que revisar, releer, separando el polvo de la paja. Ésa es ya la fase de síntesis. En ella se reunen datos vitales que pueden apuntar a una senda de investigación. Para recorrer esa senda, habrá que buscar nueva información, que no tendrá que ver exactamente con lo que hemos recopilado, sino con hipótesis o relaciones nuevas que hagamos en base a lo que hemos discurrido sobre posibles soluciones, explicaciones o formas de reunir varios factores en una teoría explicativa del fenómeno total.

.

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear

.

……….    Ésta es la verdadera labor de investigación. Porque aportamos una explicación que es propia, no leída, no recopilada. Y ahora falta encontrar pruebas de que esa explicación nuestra es la verdadera explicación. Y han de ser pruebas que otras personas puedan entender y contrastar. Y que sean tan evidentes que no puedan negarse de manera fácil. Han de ser pruebas «falsables», que se dice. Lo que no es «falsable» no es Ciencia. Lo que no es comprobable no es Ciencia.

……….    Puede que no se lleguen a encontrar pruebas documentales, por movernos dentro del terreno de las Ciencias Sociales, no de las Ciencias Exactas. La Medicina es una Ciencia Social, no Exacta. Pero en tal caso deben aparecer numerosos indicios que favorezcan la teoría planteada. No bastan uno, ni dos, ni tres. Deben ser abundantes y todos ellos apuntar en la misma dirección, la teoría que explique el fenómeno investigado que se ha planteado.

……….    Lo que no se debe hacer de ninguna manera es comenzar el proceso de análisis con una idea preconcebida, con una solución en la cabeza, o en el corazón. Eso incapacitaría al supuesto investigador, porque va a hacer trampa. Todo lo que favorezca la idea preconcebida será buscado y anotado. Y todo lo que la contradiga será dejado de lado. Y eso anularía la investigación.

……….    Así que las ideas de cómo proceder pueden estar claras. Se agradecerán comentario que añadan actividades al proceso descrito. O que aporten informaciones nuevas, no comentadas hasta ahora, o que no han aparecido en los comentarios ya hechos.

Historia de una epidemia 23 El pasado y el futuro

.

.

.

.

.

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear  Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear  Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear Historia de una epidemia 24 La metodología a empleara

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear  Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear

Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear Historia de una epidemia 24 La metodología a emplear

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *